miércoles, febrero 01, 2012

A cualquier precio

A un viejo chocho magnate estadounidense podridísimo de dinero se le ocurrió ampliar su negocio, relacionado con el mundo de los megacasinos, plantando sus semillas en Madrid. Para generar el interés necesario por parte de nuestras administraciones, sólo tuvo que ponernos el caramelito delante de los ojos: 200.000 puestos de trabajo directos y otros tantos de empleo indirecto. O, lo que es lo mismo, terminar con el 50% del paro de la región.

A partir de ahí lo único que le quedaba por hacer era empezar a exigir (recomiendo encarecidamente pinchar en el enlace anterior para leer todo lo que pide este señor), al tiempo que la presidenta de la comunidad, junto con la recién estrenada alcaldesa, no sólo acceden a sus caprichos, sino que se dicen dispuestas a tocar las normas urbanísticas que haya que tocar para lograr el casino. Eso, y los derechos humanos si hacen falta, porque menudas son ellas dos. Tanto es así, que incluso Esperanza Aguirre propone crear una isla legislativa y fiscal para sacar adelante el proyecto de marras... a cualquier precio y caiga y caiga (incluido el Gobierno Central).

Sheldon Adelson en 2009 frente a las obras de su casino en Singapur.

Aunque no deja de indignarme, conociendo a quienes nos gobiernan, hasta aquí nada me sorprende especialmente. Lo que me crispa es ver cómo a partir de ahora innumerables regiones empiezan a prostituirse de mala manera para lograr ser los elegidos. A priori,
Cataluña y Madrid compiten entre sí para llevarse la perra gorda. Pero es que dentro de la capital ya son varios los municipios que se ofrecen a albergar lo que a mí personalmente me parece una auténtica monstruosidad: a Madrid capital y Alcorcón, en los que se pensaron desde el principio, se han sumado Getafe, Leganés y, el que más me duele, El Molar.

Para quien no lo sepa El Molar es un municipio situado a 39 kilómetros de la Puerta del Sol que, sin formar parte de ella, es considero la puerta de la Sierra Norte, la cual a su vez constituye un pequeño oasis en medio del asfalto y la contaminación que para el nene y para mí ha llegado a convertirse en un lugar verdaderamente especial.

Ponerse a disposición de este magnate y de la comunidad de Madrid significaría ceder 2,3 millones de metros cuadrados urbanizables que sería ampliables a 5 millones de un terreno situado entre los ríos Jarama y Guadalix y fuera de la huella acústica. Para ello tendrían que recabar el apoyo de prácticamente todos los ayuntamientos cercanos, ubicados entre la M-607 y la A-2, incluyendo hasta de municipios de la provincia de Guadalajara. Y en ello están.

Dicen también que pretenden demostrar de este modo que el norte también existe y se merece infraestructuras y servicios de primer orden.

Francamente, y aún siendo consciente de que son la decepción y la impotencia las que hablan por mí en estos momentos, me parece demencial que los diversos ayuntamientos de un lugar tan ecológicamente privilegiado como lo es la Sierra Norte lleguen si quiera a plantearse albergar algo así y que encima consideren esta barbaridad un servicio de primer orden, en lugar del hospital o las infraestructuras de transporte público de calidad que tanto necesitan los lugareños en su día a día.

Yo, que no soy creyente, no sé a quién encomendarme para pedirle fervientemente que esta locura no salga adelante. A lo único que acierto ahora mismo es a preguntarme, una y otra vez, qué va a pasar ahora con nuestro trocito de cielo.

11 comentarios:

albers dijo...

Por lo que veo en aquellas tierras los gobernantes son muy bien parecidos a los nuestros, cuentas con mi solidaridad Perséfone, ya que es muy duro sentirse como de otro planeta en una sociedad tan indiferente con ella misma. "Los gobernantes son el fiel reflejo de las sociedades que somos"

Un gran abrazo.
laorejaenelruido.blogspot.com

alberto dijo...

Mi abuelo materno y mi madre son de el Molar, te entiendo perfectamente.
Se te olvida contar que se saltarían hasta los estatutos de de los trabajadores, total ya puestos, y lo peor es creerse los de los 200.000 puestos de trabajo, eso si el primer hotel va bien y sigue con la inversión, recordemos la cantidad de hoteles y puestos de trabajo que llegarían a San Martín de la Vega junto al parque Warner y como está actualmente.

Un abrazo.

Marinel dijo...

Caray,ignoraba este asunto por completo,lo reconozco, y acabo de quedarme patidifusa.
Lo pero,chiquilla,es que estarán frotándose las manos para llevarse el gato al agua y además, después darse aires de grandeza por su consecución...
A pesar de haber tenido que causar un terremoto social de nefastas consecuencias para los de siempre.
Qué horror, adónde vamos a parar???
Besos.

RGAlmazán dijo...

Es una locura, conozco El Molar y la zona y si poner este Megacasino en cualquier sitio es una aberración, allí lo es al cuadrado. Es cargarse la entrada de la Sierra Norte, y con ellos contaminarla sin posibilidad de recuperación.
Un beso

Salud y República

ion-laos dijo...

Alcorcón, Leganés, Getafe, dónde????? Se van a cargar el Bosque Sur que une Leganés con Fuenlabrada y Móstoles???? El mismo Bosque que inauguró Aguirre en Fuenlabrada???? Es que es para indignarse y algo más. Grrrr!!!

Besos!

Loli dijo...

Increíble que estemos (o mejor dicho, nuestro representantes estén) dispuestos a abrir mano de derechos y deberes básicos previstos en nuestra constitución para traer inversión de este nivel. Porque si regalamos el suelo, eliminamos impuestos, cambiamos derechos básicos laborables y financiamos el préstamo junto a la UE - no podríamos usar tantas ganas para fomentar otra clase de negocio? Uno más en armonía con el medio ambiente y que trajera valor añadido para Madrid y para España? Triste. Triste ver el camino por el que nos están llevando estos señores...

Belén dijo...

Me ha recordado al tema de Gran Scala, que se iba a hacer en el desierto de los Monegros... alfinal nada de nada y menos mal!

Besicos

Sorokin dijo...

Estoy seguro que esto se va a quedar en agua de castañas como pasó con el Gran Scala y, años antes, con la fiebre por instalar "Disneyland" en España. Amén

Mos dijo...

¿Estamos locos o qué? ¿Dónde queda la dignidad? Claro que queremos trabajo pero no a costa de cambiar leyes, derechos e incluso el medio ambiente si hace falta.

Este tipo yanqui se cree el dueño del mundo. Me recuerda eso de "Esto es lo que hay. Si te interesa bien si no, hay cientos esperando".
Y nuestros políticos con tal de colgarse la medalla de la lucha contra el paro y llenarse los bolsillos con sus agasajos, cambian lo que haga falta.
Perséfone, veo que volvemos a los tiempos del proletariado puro y duro.
Me ha gustado pasar por tu blog. Te incluyo en mi lista de blogs favoritos.

Suerte y que no toquen la Sierra Norte.

Mos dijo...

Un abrazo de Mos desde la orilla de las palabras.

(Es que se me olvidaba despedirme):):):):):)

Perséfone dijo...

albers: Aquí o allá, cada día tengo más claro que son los mismos perros con distinto collar. Y así va el mundo...

alberto - Si sólo fuera eso lo que se pretende modificar... En uno de los enlaces que se incluye a lo largo de la entrada se especifican muy bien todas las exigencias del tipo, a cada cual más desvergonzada y sectaria. Por eso recomiendo que le echeis un vistazo para estar informados de lo que se pretende hacer.

Marinel - Parece que no están dando a la noticia todo el bombo que debieran. Afortunadamente, nos queda la blogosfera para estar al tanto.

RGAlmazán - Es ahí exactamente a donde yo quería llegar. Esto significaría cargarse el poco espacio verde que tenemos en Madrid. Una aberración, vaya. Y más teniendo en cuenta los problemas tan graves de contaminación que padecemos últimamente.

ion-laos - Eso es lo que le importa a esta gente el Medio Ambiente. Es para matarles, directamente.

Loli - Ya ves. Tanto quejarse de la actitud de determinados países y a la primera de cambio no les importa ser como ellos ¡es de vergüenza!

Belén - A mí también, y es precisamente eso una de las cosas que más me preocupan ¿Y si el tío se da cuenta de que con la crisis no le compensa constriur algo de tal calado después de haber utilizado al Estado español como garante y haber puesto Madrid patas arriba con las obras? ¿Es que nadie más ve los enormes riesgos que están dispuestos a asumir o soy yo demasiado ceniza?

Sorokin - Pues ojalá sea así y antes de que se empiece a hacer nada por lo que comentaba antes.

Mos - En definitiva, lo que queremos es trabajar dignamente, no regresar a la esclavitud ¡que se vayan al cuerno! Gracias por incluirme entre tus blogs favoritos.

Y gracias a todos los demás por pasar y dejar vuestras opiniones.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails